Pasta fresca

Cómo preparar pasta fresca casera

¿A quién no le gusta la pasta? Está muy rica, es muy versátil por la cantidad de recetas que se pueden preparar utilizándola como elemento principal y encima sirve para sacarte de apuros cuando no se te ocurre nada para comer. Algunos dicen que es incluso el ingrediente perfecto.

Hoy os traigo el proceso de elaboración de la pasta fresca casera al estilo italiano, para la cual únicamente se requieren tres ingredientes y no supone conocimiento alguno sobre cocina. Una elaboración fácil que dará un toque de calidad a vuestras comidas y cenas.

Pasta casera

Ingredientes

  • Harina de trigo o sémola de trigo duro
  • 1 huevo por cada 100 gramos de harina o sémola
  • Sal

Preparación

  1. El primer paso para elaborar pasta casera será crear una especie de volcán con la harina para poder manipularla con facilidad.
  2. A continuación, cascáis los huevos dentro de este volván de harina.  Amasad poco a poco, mezclando primero con la punta de los dedos, o con un tenedor, y después amasad con toda la mano y con energía. Al principio la masa puede verse repleta de grumos e irregular, pero conforme vayáis amasando la masa se volverá lisa y elástica y se tiene que despegar de las manos. Si os queda muy seca podéis añadir un pelín de agua y si está húmeda un poco de harina. Todo dependerá del tipo de harina que uséis y del tamaño de los huevos. Lo más importante es que tengáis paciencia. Es un proceso lento, pero merecerá la pena. Otra recomendación es que no sigáis al pie de la letra las cantidades exactas de ingredientes. Es posible que tengáis que utilizar más o menos harina dependiendo del tamaño de los huevos.  Pasta fresca casera
  3. Una vez preparada, envolved la masa en papel film y  dejadla reposar por lo menos 30 minutos en el frigorífico para que coja cuerpo.
  4. Ahora llega el proceso que puede resultar más difícil: El amasado y estirado. Si contáis con una máquina de hacer pasta, únicamente tenéis que introducir  la masa recién salida del frigorífico por ella unas cuantas veces hasta que obtengáis el grosor deseado, dejándola déjala reposar un tiempo antes de hervirla. Por otro lado, si no contáis con una máquina y la vais a preparar de  forma manual, id estirando poco a poco la pasta con un rodillo sin aplicar demasiada fuerza o corréis el riesgo de que se os rompa la masa. Repetid el proceso tantas veces como sea necesario, usando suavemente el rodillo hasta conseguir el grosor necesario, y utilizad la harina suficiente para que no se pegue a la superficie de trabajo. Una vez estirada y amasada, doblad la masa sobre sí hasta obtener un bloque de unos 8 o 10 centímetros y cortadla en tiras, láminas o como más os guste. Una vez cortada, la pasta tendrá que reposar en una bandeja con abundante harina para que no se pegue entre sí.
  5. El tiempo de cocción de la pasta casera es menor que el de la pasta que podamos comprar en un supermercado. Simplemente poned a hervir agua, añadid sal y echad la pasta casera removiendo para que no se pegue. El tiempo de cocción será de alrededor de 3 minutos pero dependerá del grosor que hayáis conseguido o lo grande que sean las láminas de pasta.

RECETAS CON PASTA FRESCA CASERA

Una vez tengais la pasta fresca casera cocida, o mientras reposa, podéis cocinar una salsa para convertirla en un plato de sobresaliente.

Pasta alla Nerano

Esta receta tradicional de la región italiana de la Campania utiliza únicamente calabacín, queso provolone y albahaca pero hará que vuestra pasta casera sea muy atractiva, con raíz italiana y muy fácil de hacer. En el blog podéis encontrar la receta de los Espaguetis alla Nerano.

Espaguetis alla Nerano
Pasta a la carbonara original

Si lo que os apetece es una receta tradicional italiana, podéis acompañar vuestra pasta fresca casera con la salsa carbonara. Mezclando y cocinando a fuego lento las yemas de huevo con el queso Pecorino y añadiendo “guanciale,” una especie de panceta de origen italiano,  lograréis sorprender a vuestros invitados y disfrutar de un plato delicioso y con sentimiento.  Ved receta de Espaguetis a la Carbonara.

Espaguetis a la Carbonara 1

Lasaña de verduras

Si habéis decidido innovar con la elaboración de vuestra pasta casera y en vez de hacer espaguetis o tagliatelle habéis decidido dejarla en láminas para hacer una lasaña, os recomiendo probar con una lasaña de verduras. No echaréis en falta la carne y disfrutaréis creando vuestra propia combinación de verduras favorita saboreando su maravilloso queso fundido. Ved receta de Lasaña de verduras.

Lasaña espinacas y champiñones
Fideos de boniato con verduras y setas

SI lo vuestro es  preparar platos nuevos y atrevidos, os recomiendo usar vuestra  pasta casera para darle un toque de la gastronomía asiática como estos fideos con verduras y
setas. La untuosidad de la salsa de soja junto a las setas y demás verduras supondrá un deleite para vuestro paladar y hará que descubráis sabores nuevos. Ved receta de fideos de boniato con verduras y setas.

Fideos de boniato

Pad Thai

Para terminar este artículo sobre cómo elaborar pasta casera, os recomiendo usar vuestra pasta para preparar uno de los platos típicos de la gastronomía tailandesa como es el
Pad Thai. Únicamente necesitaréis cebolla, huevo, brotes de soja, salsa Pad Thai, agua, lima y elegir una carne o pescado para acompañarlo. Aunque en la receta tradicional se utilicen
fideos de arroz, elaborar este plato con pasta fresca casera no diferirá en nada de lo que podríais degustar en un restaurante tailandés de calidad.

Pad Tahi
Pad Thai en Hits Noodles

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.