Salsa de tomate con pimiento y cebolla

La receta de salsa de tomate es muy sencilla, imprescindible en la cocina, con la que triunfaréis. Lo sabéis, una buena salsa es la base de muchos platos.

2019-10-16-12-20-48-1.jpg
Salsa de tomate, pimiento y cebolla

Para poneros en antecedentes a aquellos que no lo sepan, contaros que el  tomate llegó a Europa con el descubrimiento de América. El origen de la tomatera silvestre se supone viene de la zona  comprendida entre el norte de Chile, Perú y  Ecuador, aunque se sospecha que fue en México donde se cultivó por primera vez.

La primera receta para preparar “salsa de tomate al estilo español” se publicó en Nápoles y se registró en 1692. Hoy en día son infinitos los platos en los que el tomate es el ingrediente principal.

En la cocina mediterránea hay centenares de maneras de cocinar una salsa de tomate con ingredientes comunes. La salsa de tomate y sus variantes es un plato que encarna como ninguno la esencia de la cocina mediterránea y  está presente en un gran número de regiones y países.

En Cataluña tenemos la “samfaina” que mezcla  pimientos, cebolla, berenjena o calabacín, ajo y tomate fritos con aceite de oliva.  En muchas regiones españolas se denomina “pisto“, siendo uno de los más conocidos el “pisto manchego“.  El “pisto manchego” se diferencia básicamente de la samfaina porque no lleva berenjena.

Algunos defienden que el auténtico pisto se hace sólo con pimiento verde y rojo, tomate y algo de calabacín, aun cuando es habitual encontrar recetas con cebolla, ajo y otros ingredientes.  Es frecuente comer el pisto con huevos fritos, con longanizas, o con trozos de jamón  por encima.

En Mallorca tenemos el “tombet” que lleva patata. Y en Francia tenemos la salsa “ratatouilleque lleva  berenjena,  cebolla, ajo, pimentón, calabacín, tomate, vino, albahaca, orégano, tomillo y  pimienta.  Su receta es muy sencilla: Se corta todo en trozos muy pequeños y se cocina  a fuego bajo durante media hora o hasta que las verduras  estén al dente.

Usando cualquier receta, es un plato ideal para comer frío o caliente, solo o acompañado, y sirve como base de platos tan tradicionales como el bacalao o pollo, con pisto o samfaina, o incluso para usar como salsa en un plato de espaguetis o de macarrones.

Una vez hecha la salsa, es mejor dejarla reposar unas horas antes de comerla.

Salsa de tomate con cebolla y pimientos

Ingredientes

Para hacer una salsa de tomate básica necesitaréis estos ingredientes:

  • 500 gramos de tomates sin piel ni pepitas (naturales si es época o enlatados enteros pelados, o bien triturados)
  • 1 cebolla (mejor tierna)
  • 1 pimiento (mediano) verde, rojo o ambos  (medio de cada si son grandes)
  • 1 diente de ajo
  • aceite de oliva virgen extra
  • sal y azúcar
  • tomillo, albahaca y/o pimienta negra recién molida (opcional)
IMG_20191016_121628.jpg
Tomates de pera maduros. Su sabor dulzón y muy aromático lo hace ideal para la elaboración de salsas y conservas

Preparación

  1. Pelad y cortad la cebolla en trocitos muy pequeños, en brunoise,  y el ajo, también pelado, en dos mitades.
  2. Echad un chorro generoso de aceite de oliva virgen en una cazuela o sartén muy grande.
  3. Cuando el aceite esté caliente añadid la cebolla y el ajo y rehogadlo. Bajáis el fuego a medio-bajo. Cocinad la cebolla hasta que esté bien transparente, unos 15 minutos moviendo de vez en cuando.
  4. Mientras se hace la cebolla lavad y cortad los pimientos en trocitos muy chiquititos. Pelad y cortad los tomates y los troceáis. A mi me gusta más triturarlos con la batidora.
  5. Cuando ya esté la cebolla agregad los tomates y los pimientos. Subid el fuego y condimentad con sal y, si los tomates estuviesen un poco ácidos,  echad una pizca de azúcar.
  6. Dejad que se cocine a fuego medio durante 25-30 minutos. Rectificad de sal y azúcar hacia el final. Si durante la cocción veis que pierde mucho líquido echad un poco de agua.
  7. Triturad con la batidora eléctrica. A mi no me gusta triturarla demasiado, incluso muchas veces ni la trituro, depende para qué vaya a utilizarla, pero podéis dejarle la textura que más os guste.

IMG_20191016_121431

 

26 Comments

  1. Las ds están buenas, la primera por si no tienes mucho tiempo la haces rápido, y la otra que es más elaborada puedes hacer un poco más y reservarla para otros dias

  2. Pingback: Bacalao desalado frito – Commememucho

  3. Pingback: Arroz a la cubana – Commememucho

  4. Pingback: Guiso de albóndigas de carne con patatas – Commememucho

  5. Rica y esencial en cualquier gastronomía mundial 🙂

  6. I have printed off several of your recipes and now when my wife sees me on the computer she asks “has Alicia sent you any more new dishes to try?” I know that she has made tomato sauce before so I think she will try this one too.

    • I am very happy to know that my recipes are useful to you. I hope you like this tomato sauce recipe, which is very simple. Please feel free to ask for any clarification you could need. If you want a recipe that is not on the blog you just have to ask for it.
      My regards to your wife.

  7. Je ne sais pourquoi, le ” like ” ne fonctionne pas.
    Donc je précise que j’aime la recette, les tomates de diverses couleurs, et les commentaires 🙂 – amitiés

    • Tu es très aimable. Je n’en ai aucune idée car cela ne fonctionne pas dans votre cas, mais je vous remercie beaucoup pour votre commentaire. amitiés

  8. It is very similar to salsa. Looks good with tortilla chips!

  9. Pingback: Salsa de tomate con pimiento y cebolla — COMMEMEMUCHO – Recetas caseras

  10. Esa salsa levanta a un muerto!! que rica!

  11. …y pienso en lo maravillosamente bien que huele. Mmmm… qué manera de mojar pan.
    Y es que, en lo que tan sencillo parece, está la esencia de cualquier plato.
    Gracias, señora chef.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.