Crema de espinacas

Crema de espinacas

La crema de espinacas es cremosa, rica y muy fácil de hacer.  Además, es muy nutritiva.

Esta crema de espinacas pertenece a la serie de sopas con caldo de pollo, publicado en  caldos básicos, o fondos, entre los que se encuentra el caldo de pollo, uno de mis preferidos. El caldo de pollo sirve de base para innumerables platos. Todos los sabores y nutrientes que hemos traspasado al caldo base se aporta a las diferentes sopas que os voy a ir proponiendo.

Cuando niña me gustaba ver los dibujos animados de Popeye pero ni de lejos me entraron ganas de comer espinacas. Fue mucho más tarde cuando me empezaron a gustar.

Pero mi madre, muy hábilmente, me las camuflaba en diferentes presentaciones como lasañas, cremas, tartas saladas… y no sabía realmente lo que estaba comiendo.

En algún momento me di cuenta de que realmente las espinacas estaban muy buenas. Por ejemplom me encantan con pasas y piñones y crudas en ensalada. También por supuesto presentadas en quiche o frittata.

Especialmente me gusta esta receta de crema de espinacas, inspirada en una receta del libro  El arte de la cocina francesa de Julia Child.

Crema de espinacas

Ingredientes

Para 3 personas. descarga (1)

  • 300 gramos de espinacas
  • 30 gramos de mantequilla
  • 1/2 cebolla cortada fina
  • 1 cucharada de harina
  • 2 tazas de caldo de pollo *
  • 1/2 taza de leche
  • 1 cucharadita de nuez moscada molida

Recordemos que los fondos no llevan sal, así podemos utilizarlos, por ejemplo, para hacer una salsa, y si los reducimos al fuego no corremos el peligro de que nos quede salado en exceso.

Preparación

  1. Separad los troncos de las hojas de las espinacas. Lavad las hojas y cortadlas. Calentad mantequilla en una cacerola grande y freíd la cebolla hasta que esté blandita. Añadid las hojas de espinacas y cocedlas sin dejar de remover hasta que empiecen a estar blandas también. Agregad la harina y removed bien.
  2. A continuación verted el caldo y removed para que quede todo bien mezclado y dejadlo que hierva hasta que espese un poquito la mezcla, siempre a fuego lento. Añadid la leche, la nuez moscada, la sal y la pimienta. Tapad la cacerola y coced a fuego lento unos 15 minutos.
  3. Dejad enfriar la sopa unos instantes y pasadle la batidora hasta que quede homogénea. Calentad para servir si no la servís inmediatamente. Podéis servirlo con unos tostones o con unas hojitas de espinaca cortado fino o con un poquito de  queso mascarpone.

¡Ya sabéis el refrán: “Las espinacas, cómelas a sacas”!

 

5 Comments

  1. Avatar

    La de espinacas genial,sí la probé y está muy rica

  2. Avatar

    Looks delicious! 😍😋

  3. Avatar

    A mi me gusta mucho la de calabaza y la de zanahoria.

  4. Avatar

    Y que buenas son las verduras en la dieta. Y cono me gustan!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.