Manitas de cerdo con garbanzos

Las manitas de cerdo son contundentes y muy sabrosas. Deberán estarmuy tiernas de forma que los huesos salgan solos. Este plato constituye un manjar.

Las manitas de cerdo son consideradas productos de casquería, y poseen un sabor y textura muy característicos. Son una excelente fuente de proteínas, entre las cuales se encuentran el colágeno y la gelatina. Y estas dos proteínas ayudan a que el guiso adquiera una consistencia viscosa.

Manitas primer plano chorizo
Un sabroso quiso que os invitará a mojar pan

Aunque la receta puede parecer complicada de preparar no lo es. Otra cualidad de la receta es que es barata y sabrosa. Antiguamente lo que daba más trabajo era limpiar las manitas y cortarlas pero en la actualidad las venden ya limpias y cortadas por lo que nos dará muy poco trabajo su preparación.

Si os gustan los platos de cuchara y la cocina tradicional, no dejéis de probar este guiso de manitas con garbanzos.

Manitas aérea
Un plato tradicional muy completo. Un guiso para disfrutar.

Manitas de cerdo con garbanzos

Ingredientes

  • 2 manitas de cerdo partidas por la mitad
  • 1 tarro (200 gramos netos aproximadamente) con garbanzos ya cocidos
  • Agua
  • 1 cebolla cortada muy fina, en brunoise
  • 2 dientes de ajo picados
  • 1 patata mediana cortada en dados
  • 1 tomate rallado
  • 1 chorizo en rodajas
  • 1 cucharadita de Pimentón de la Vera picante
  • 1/2 cucharadita de pimiento choricero
  • ¼ de taza de vino blanco
  • 2 hojas de laurel
  • 1 rama de perejil picado
  • Aceite de Oliva Virgen Extra
  • Sal y pimienta

Preparación

  1. La noche anterior poned a remojo las manitas de cerdo. Es recomendable cambiar el agua de las manitas al menos dos veces.
  2. Limpiad bien las manitas (hoy en día realmente se venden ya limpias y cortadas transversalmente). Ponedlas en agua hirviendo en una olla y hervid durante unas 3 a 4 horas (hasta que veáis que las manitas están tiernas).
  3. En una cacerola baja calentad un poco de aceite de oliva y sofreís la cebolla y el ajo. Transcurridos unos 15 minutos añadid el pimentón y el perejil, dadle una vuelta rápida ¡que no se os queme! e inmediatamente echáis el vino y lo reducís.
  4. Agregad el pimiento choricero, el chorizo, las patatas, el tomate, los garbanzos y unos 300 ml del agua de la cocción de las manitas y salpimentáis al gusto.
  5. Dejadlo a fuego medio-bajo unos 20 minutos hasta que el caldo está espeso y unos 5 minutos antes de terminar ponéis las manitas.

Notas:

  • Si utilizáis una olla a presión en lugar de una olla tradicional tendréis cocidas las manitas en unos 40-45 minutos pero a mí me gusta más que se vayan cociendo lentamente.
  • Las manitas las podéis dejar enteras o deshuesadas y troceadas.
  • Servid este plato muy caliente en la mesa.  Está muy bueno tanto recién hecho como reposado del día anterior por lo que os lo podéis dejar preparado la víspera sin problemas.  Si os sobra guiso lo podéis mantener de 2 a 3 días en la nevera o bien congelarlo.

Comments are closed.